• Calle Tórtola, 4, El Puerto de Santa Maria

Rinolalia: conoce sus causas y tratamiento

Rinolalia: un trastorno frecuente y desconocido

La rinolalia es un trastorno del habla que se caracteriza por la emisión inadecuada de sonidos orales a través de la nariz en lugar de la boca, lo que afecta la claridad y la comprensión del habla. Este trastorno puede variar en gravedad, desde casos leves en los que el paciente presenta una nasalidad leve en el habla, hasta casos más graves en los que el discurso es prácticamente ininteligible. A continuación, exploraremos en detalle qué es la rinolalia, sus posibles causas y las opciones de tratamiento disponibles.

¿Qué es la Rinolalia?

La rinolalia, también conocida como «habla nasal» o «voz nasal», es un trastorno del habla que se manifiesta cuando el velo del paladar, que separa la cavidad oral de la cavidad nasal, no se cierra adecuadamente durante la producción de sonidos del habla. Esto permite que el aire escape hacia la cavidad nasal, lo que da como resultado un habla nasal y poco claro.

Existen tres tipos de rinolalia:

Rinolalia Abierta: En este tipo, el velo del paladar no se cierra en absoluto, lo que provoca una fuga constante de aire hacia la nariz. Esto suele estar relacionado con una fisura en el paladar o una insuficiencia velofaríngea.

Rinolalia Cerrada: En este caso, el velo del paladar está permanentemente cerrado, lo que dificulta la emisión de sonidos orales. Esto puede deberse a un velo del paladar anormalmente largo o a una parálisis del velo palatino.

Rinolalia Mixta: En este tipo, hay una combinación de rinolalia aperta y clausa, lo que hace que el habla sea particularmente ininteligible.

¿Qué sonidos del habla se ven afectados por la rinolalia?

Los sonidos que con más frecuencia se ven afectados por la rinolalia suelen ser las consonantes orales, en contraposición a las consonantes nasales, que naturalmente involucran la resonancia nasal. Los sonidos que tienden a ser más afectados por la rinolalia incluyen:

Consonantes oclusivasConsonantes fricativasConsonantes líquidasConsonantes aproximares
/p/, /b/, /t/, /d/, /k/ y /g//f/, /v/, /s/ y /z//l/ /r//w/ /j/
*Sonidos que se ven afectados por la rinolalia con mayor frecuencia

¿Existen factores de Riesgo de Rinolalia?

Los factores de riesgo comunes incluyen antecedentes familiares de fisuras en el paladar o malformaciones anatómicas, ya que algunas formas de rinolalia pueden tener un componente genético.

Además, los traumatismos en la cabeza o el cuello, las infecciones graves de la garganta y la exposición a ciertas sustancias tóxicas durante el desarrollo fetal también pueden aumentar el riesgo de desarrollar rinolalia. Es importante tener en cuenta estos factores de riesgo al evaluar a las personas con problemas de habla para determinar la causa subyacente de la rinolalia y planificar el tratamiento adecuado.

Causas de la Rinolalia

La rinolalia puede tener varias causas, que incluyen:

Fisuras en el Paladar: Las fisuras en el paladar, como el labio leporino o el paladar hendido, son anomalías congénitas que pueden provocar rinolalia debido a la falta de cierre adecuado del velo del paladar.

Parálisis: La parálisis de los músculos del velo del paladar o del nervio craneal que controla estos músculos puede causar rinolalia.

Malformaciones congénitas: Algunas malformaciones congénitas en la anatomía de la nariz o la garganta pueden contribuir a la rinolalia.

Amígdalas o adenoides agrandados: El agrandamiento de las amígdalas o adenoides puede obstruir la garganta y causar rinolalia.

Traumatismo: Lesiones en la cabeza o el cuello que afectan los músculos o la estructura del paladar pueden ser responsables de la rinolalia.

Enfermedades neuromusculares: Algunas enfermedades neuromusculares, como la distrofia muscular, pueden debilitar los músculos del velo del paladar y causar rinolalia.

Tratamiento de la Rinolalia

El tratamiento de la rinolalia depende de su causa y gravedad. Las opciones de tratamiento pueden incluir:

  1. Logopedia: En casos leves, la terapia del habla con un patólogo del habla y lenguaje puede ser efectiva para corregir la rinolalia. Esto implica ejercicios para fortalecer los músculos del velo del paladar y mejorar el control de la resonancia.
  2. Cirugía: En casos más graves, como fisuras en el paladar o malformaciones anatómicas, puede ser necesaria la cirugía para corregir la causa subyacente de la rinolalia.
  3. Protesis: En algunos casos, se pueden utilizar prótesis palatinas para mejorar el cierre del velo del paladar.
  4. Terapia de modificación de la conducta: En situaciones en las que la rinolalia está relacionada con parálisis o enfermedades neuromusculares, la terapia de modificación de la conducta puede ayudar a desarrollar estrategias para mejorar la inteligibilidad del habla.

La rinolalia es un trastorno del habla que puede afectar significativamente la calidad de vida de quienes la padecen. Sin embargo, con un diagnóstico temprano y el tratamiento adecuado, muchas personas pueden mejorar su habla y comunicación de manera efectiva. Es importante consultar a un profesional de la salud, como un patólogo del habla y lenguaje, para evaluar y abordar la rinolalia de manera adecuada.

    newsletter

    Newsletter: Forma parte de la familia Lograte